Resveratrol, el antioxidante que salió del vino

Resveratrol, el antioxidante que salió del vino

No es una excusa para empinar el codo, sino una sustancia sorprendente que te puede ayudar a tener mejor salud y menos grasa.

El resveratrol es un polifenol, uno de esos compuestos de las plantas que las defiende de la radiación ultravioleta y el ataque de otros organismos, como los hongos. Estas sustancias son en general poderosos antioxidantes y precisamente por eso es conocido el resveratrol. Esta sustancia alargó la vida de unas moscas en un experimento lo que hizo que durante un tiempo se pensara que podía hacerlo con seres humanos. En realidad no funciona así, pero sí que puede protegernos de las enfermedades cardiovasculares, la diabetes y la resistencia a la insulina, y eso basta para vivir más, y mejor. Como ocurre con otros bioflavonoides, reduce el riesgo de osteoporosis, regula la presión arterial evitando la hipertensión, y ayuda a la pérdida de grasa a largo plazo.

Por si fuera poco el resveratrol actúa como un inhibidor de la aromatasa, con lo que aumenta los niveles de testosterona en los hombres y también en las mujeres. Si quieres obtener tu resveratrol del vino necesitarás beber muchos litros al día, pero afortunadamente está disponible como suplemento. La dosis mínima para mejorar la salud cardiovascular y la glucemia es de 10mg al día, pero para que actúe como potenciador de la testosterona y mejore la circulación sanguínea en el cerebro son necesarios unos 500mg.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: